Este junio alza la voz y la cartera contra los plásticos desechables

viernes, 24 de mayo de 2019 12:52


Decenas de ballenas varadas porque están llenas de basura de plástico, un chef que abre un pescado y solo saca tapones del estómago, un lugar en Italia a más de 200 metros de profundidad donde campan a sus anchas los plásticos y otras basuras… La lista de noticias recientes es infinita. Hasta 12 millones de toneladas de plásticos llegan a los océanos cada año, pero si yo quiero ir a comprar sin plásticos a una gran superficie me es completamente imposible.

En la última semana he visto perejil metido en una cajita de plástico, bollería envuelta individualmente para luego ir dentro de una bolsa más grande, manzanas que se venden como si fuesen pelotas de tenis, o tomates en su bandeja y con film. Así, por mucho que una persona quiera librarse del plástico a la hora de comprar, es imposible. No nos lo están poniendo nada fácil.

Lo bonito de esta historia es que la sociedad se mueve, a pesar de que desde muchas empresas nos consideren “activistas de sofá”. Por esto surgen iniciativas como la de Zero Waste España, que ha organizado una semana de #‎boicotalplástico, un boicot a los alimentos envueltos en plástico. ‪¿Qué pasaría si del 3 al 9 de junio nos unimos y no consumimos productos envasados en plástico desechable?

Mostraríamos a los supermercados, marcas, y otros establecimientos que NO queremos contribuir a la contaminación por plásticos. Estamos cansadas de escuchar a los supermercados decir que no eliminan plásticos porque sus clientes los compran y que, ante eso, no pueden hacer nada al respecto. Demostrémosles que esto NO puede seguir así. Cada vez que compramos productos envasados, invertimos nuestro dinero en un modelo que no es sostenible y permitimos que tanto marcas como supermercados los sigan poniendo así en nuestras manos. Si no compramos esos productos, claramente dejarán de venderlos y apostarán por otras alternativas.

Generaríamos un cambio de mentalidades en nuestra sociedad, hacia un futuro libre de plásticos. Cuando realmente eres consciente de la cantidad de envases de plástico que consumes y tiras cada semana, y lo que eso significa para nuestros mares y medio ambiente, es como entrar en Matrix, el Matrix de los plásticos de un solo uso donde ya no puedes seguir consumiendo igual. Cuando eso ocurre, un reto que en principio era solo de una semana, se convierte en un estilo de vida no solo para ti, sino para la gente que te rodea.

¿Cómo comprar sin plásticos del 3 al 9 de junio?

  1. Mentalízate: Planea todas tus compras de antemano de forma que no hagas compras impulsivas o espontáneas. Esto te permitirá poder ir a establecimientos de venta a granel y preparar la compra para evitar envases.
  2. Busca alternativas: Encuentra el homólogo a granel de lo que antes comprabas envasado. Si te gustan las patatas fritas por ejemplo, puedes sustituirlas por las patatas fritas a granel que venden en la tienda de frutos secos. En otros casos puedes intentar a hacer tú mismo ese producto, como tu propio gazpacho, tu propio zumo, o tu propio café.
  3. Lleva tus propios envases: Lleva tu propia bolsa, carrito, o mochila para hacer la compra, y además lleva otros envases. Te sorprenderá ver que no te ponen problema alguno en las tiendas del barrio cuando le digas que te pongan los productos en tu propio envase, ¡y sin plásticos!

Desde Greenpeace apoyamos este boicot, porque es una lucha más de la sociedad contra los envases de un solo uso. Pero nosotras te pedimos que vayas más allá, que ya que empiezas en esta semana a decir alto y claro NO a los plásticos de un solo uso, lo sigas haciendo. ¿Conoces la teoría de los 21 días? Dice que cuando haces algo durante ese tiempo, ya entra en tu rutina. ¡Ahora es el momento! ¿Y si tras esa semana de boicot lo extendemos a 21 días? ¿Y si modificamos ese hábito para siempre? ¿Y si lo hacen millones de personas? Estaríamos ante el fin real de la contaminación por plásticos.

Alza la voz contra los plásticos de un solo uso e invierte tu dinero en alternativas sostenibles que no usen plásticos desechables. Solo juntas podemos acabar con la contaminación por plásticos.